“SIEMPRE FUI UNA MODELO REBELDE”

MARIA VAZQUEZ, BY EL CAMARIN

Por Carlos Cervetto Agradecimientos: Yanina Solnicki, El Camarín. Fotos: Martín Traynor.

2022-11-23T08:00:00.0000000Z

2022-11-23T08:00:00.0000000Z

Editorial Perfil

https://kioscoperfil.pressreader.com/article/282626036687751

CARAS

Conectada e identificada desde hace seis años con El Camarín a partir de su amistad con la dueña de la marca, Yanina Solnicki, María Vázquez no lo pensó dos veces cuando le ofrecieron ser parte de la nueva campaña Verano 22/23. Vestida habitualmente con dichos diseños en la temporada de polo local y sobre todo en el Abierto Argentino, donde su marido Adolfito Cambiaso es figura descollante, a María la seduijo la propuesta de una campaña distinta con el foco puesto en la sensualidad. “La sensualidad es algo con lo que estoy ligada a nivel imagen, no me da miedo ni tengo pruritos con mi cuerpo. A lo largo de mi carrera siempre fui una modelo sensual, y así lo reflejé en campañas de jeans, lencería o trajes de baño. Me gusta jugar un poco a eso y siento estar en un momento en el que puedo hacerlo, con una edad que me hace sentir más madura y teniendo el control de lo que quiero mostrar o insinuar. A los 19 o 20 años trabajaba para otros y el lineamiento me lo daban los demás, hoy tengo más conciencia de mi cuerpo y eso no me genera mambos. Nunca voy a renegar de la sensualidad porque tiene que ver con mi estilo”, confesó feliz después de ver las fotos logradas por Martín Traynor. María compartió la gráfica junto a una colega de su época, Andrea Bursten (45), y otras modelos más. La campaña se produjo en la casa de Solnicki en el country Tortugas con la idea de recrear una fiesta. “Me encanta cuando me dan la posibilidad de trabajar en los tres o cuatro meses al año que estoy acá. Y con El Camarín me siento muy identificada, desde el primer desfile que me invitaron participé de todas sus campañas. Es una marca premium con prendas elaboradas a mano, es divertido cuando trabajás con amigas en ese contexto y sientiéndote contenida”. La modelo también se refirió a los límites a la hora de posar: “Por supuesto que todos tenemos límites, toda mi carrera estuvo relacionada a producciones sexies, sensuales y provocativas, vengo de una generación donde fui básicamente una chica Gabriel Roca. Pero siempre con límites que no me los imponen los demás, sino yo misma”. A la par de esta campaña, la mujer del mejor polista argentino se animó también a ser parte de un nuevo proyecto fashion que la involucra, la de la cápsula de ropa interior Pompavana by MV. Esa cuestión, la de animarse o no, es otro tema que la moviliza: “Yo me animo a todo, y siempre fue así. En su momento me animé a participar del ‘Bailando’ cuando nadie quería, también lancé perfumes, tengo una marca de joyería y una de linos, y además colaboro con marcas como Pompavana en colecciones cápsula. Siempre fui una mujer jugada, rebelde, más allá del perfil que tengo”. Memoriosa, recordó que si bien durante este último tiempo estuvo más relacionada con el polo y la familia, años atrás se la supo “jugar” para hacer teatro de revistas. “Este revival con el mundo de la moda no se trata de una vuelta, hace dos años me llamaron para hacer un desfile de los noventa y ahí fui. Son pasitos que reflejan mi esencia de mujer inquieta que permanentemente tiene ganas de hacer algo”. Y así lo sigue demostrando.

es-ar