Ser y parecer

FOTO: CEDOC.

2022-01-15T08:00:00.0000000Z

2022-01-15T08:00:00.0000000Z

Editorial Perfil

https://kioscoperfil.pressreader.com/article/281668258338517

A NUESTTROS LLECTTORES

“Cada uno ve lo que parece, pero pocos palpan lo que eres”, escribió Maquiavelo hace cinco siglos para el príncipe florentino Lorenzo di Medici. Aproximación a esa máxima política que pregona que “no solo hay que ser, también parecer”. La política local ha aprendido bien la necesidad de parecer, y se evidencia en el escándalo político de la semana. De vacaciones en el Caribe, la titular del PAMI, Luana Volnovich, y también el ministro de Hábitat, Jorge Ferraresi, actuaban desde sus cuentas en redes sociales, community manager mediante, como si estuviesen en funciones. El presidente, cuentan, había advertido a su gabinete para que privilegiara el descanso en el país, teniendo en cuenta entre otras cosas, las restricciones impuestas por el mismo Gobierno para la financiación de los viajes al exterior a causa del acuciante faltante de dólares. Motivo del enojo de Alberto Fernández y su entorno con la referente de La Cámpora: “Yo también estoy en el Caribe”, ironizó frente a un grupo de periodistas el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández. Signo de las internas en un Gobierno que sabe que sufre la falta de confianza popular, combustible del funcionamiento de las democracias representativas. Por si no alcanzara con el último resultado en las urnas, un estudio de la Universidad Di Tella y la consultora Poliarquía de fines del 2021, daba cuenta que la confianza en el Gobierno marca los niveles más bajos desde mayo de 2014: un ICG del 1,5 en una escala del 0 al 5. Los políticos tienen, inexorablemente, la necesidad de empatizar en búsqueda de aprobación. Pero el contraste del parecer con lo que realmente es, acaba generando una desconfianza mayor. •

es-ar