Publication:

Perfil (Domingo) - 2021-05-02

Data:

Un thriller psicológico en las catacumbas de San Petersburgo

CINE / FESTIVALES

Atakan es una de esas películas que tienen un buen despegue, pero luego su ritmo narrativo se termina amesetando, por emplear una palabra muy usada en estos días. El film tiene algún parentesco con La leyenda de la viuda, película que se conoció este año. Si aquélla refería a una leyenda rusa que ponía en aprietos a unos jóvenes que, cámara en mano, se internaban en un bosque, acá el punto de partida resulta más atractivo. Se trata de bucear en las catacumbas de la mítica ciudad de San Petersburgo. Hasta allí van un grupo de universitarios que luego de descreer de unos hechos que les relata su profesor de historia finalmente deciden acompañarlo en la búsqueda de un supuesto Santo Grial, que en el relato adquiere la forma de una gran piedra en la que se practicaban sacrificios humanos. Un grupo de universitarios, catacumbas debajo de una disco en San Petersburgo, un búnker similar a los de la Segunda Guerra Mundial y la búsqueda de un secreto que según cuenta la leyenda, a los operarios que descubrieron la piedra les costó la vida; todo eso genera un atractivo punto de partida para un guión. Pero gran parte de la idea solo queda en aprontes y a medida que avanza el metraje el terror se diluye. Ésta como otras producciones de género de origen ruso copian demasiado y no muy bien al cine estadounidense. En lugar de aprender de la escuela de sus propios directores como Andréi Tarkovski (Solaris, Stalker. La zona, El espejo), incluso considerando que el gigante no practicaba el terror. Lo concreto es que este film, de terror tiene poco. Es un thriller psicológico al que sus jóvenes intérpretes le ponen el cuerpo y entusiasmo y logran convencer. El director finalmente consigue dosificar bien el suspenso y los climas de sugestión. Pero esto pronto se quiebra cuando aparecen por ahí, esparcidas en el decorado, esas típicas muñecas de los films de género, que incitan más a la risa que al miedo. ¿Si tiene bastante sangre? Hay que decir que la medida justa, sin llegar al gore. El uso de la cámara en mano está bien empleado y le aporta color a las emociones contenidas, sumado al toque feminista del dúo protagónico de amigas que llevan la acción adelante. En síntesis, podría decirse que se esperaba más, pero es aceptable. Vale aclarar que incluye algunos típicos ingredientes del cine de género: clima claustrofóbico, asfixiante, ruidos agudos que paralizan, clima sombrío, juegos de claroscuros y máscaras antigás.

Images:

Categories:

Kiosko Perfil

Diarios

© PressReader. All rights reserved.