Gremios le reclaman a Massa reapertura de paritarias

JUAN PABLO KAVANAGH

2022-08-06T07:00:00.0000000Z

2022-08-06T07:00:00.0000000Z

Editorial Perfil

https://kioscoperfil.pressreader.com/article/281745568153968

POLÍTICA ECONÓMICA

Sindicatos que representan a trabajadores públicos, como ATE y UDA (docentes), destacan el desembarco del tigrense en el ministerio, pero ya le exigen que reabra las paritarias de sus sectores para que el salario crezca por encima de la inflación. “El deterioro del poder adquisitivo es muy grande, hay trabajadores asalariados que no llegan a fin de mes”, dicen. En la CGT mantienen la convocatoria a la marcha del 17 de agosto, aunque con una consigna más lavada, en contra de “los especuladores” y la suba de precios. Reconocen que dar marcha atrás y bajar la manifestación sería “un papelón”. Con menos de una semana en el cargo, y tras sus primeras medidas, Sergio Massa se topó con el primer brote de reclamos gremiales, precisamente por parte de aquellos sindicatos que representan a los trabajadores públicos, ATE y UDA a la cabeza, que buscan adelantar discusiones paritarias. Mientras, ve cómo la CGT ratifica la marcha del 17 de agosto, aunque trata de suavizar las consignas ante los cambios en Hacienda. En principio, tanto ATE como UDA observan cómo la inflación sigue al galope y, pese a contar con acuerdos salariales ya rubricados, quieren que el líder de la cartera económica les dé luz verde a nuevos debates sobre haberes. Para Sergio Romero, el secretario general de la Unión de Docentes Argentinos, un gremio que forma parte del consejo directivo de la CGT, es fundamental que se habilite la discusión en los próximos días. “Queremos una reunión con Massa para pedirle que abra las paritarias; el deterioro del poder adquisitivo es muy grande con esta inflación, hay trabajadores asalariados que no llegan a fin de mes”, lamenta ante PERFIL el dirigente de la rama educativa, que valora al tigrense. Es más, se encarga de aclarar que su llegada al quinto piso de Economía posee el apoyo de todo el movimiento obrero y sabe de su capacidad. Pero señala que las circunstancias apremian y urge un gesto. ATE comparte la preocupación por la suba de precios y ayer, comunicado mediante, reclamó que se revea el entendimiento paritario, previsto para octubre del año en curso y que suma un 60% de alza a marzo de 2023, y mostró otro pedido, a contramano de las primeras decisiones del exintendente. El colectivo gremial, que tiene a Hugo Godoy como referente, expuso que el Gobierno “debe conducir todos los esfuerzos necesarios para garantizar una pauta salarial superadora de la inflación y que permita una sustantiva recuperación de los haberes de los trabajadores estatales, en un marco de justicia social y equidad distributiva”. Lo fundamental para Godoy y compañía, además de jerarquizar salarios, pasa por inyectar una suma que permita sacar los salarios estatales debajo de la línea de pobreza y cree que la Casa Rosada debe seguir avanzando en la regularización del empleo público, con el pase a planta permanente de miles de contratados. Por eso, criticó duramente el congelamiento de ingresos en el Estado que anunció el ministro de Economía. Por otro lado, la marcha del 17 de agosto que organiza la CGT en contra de la inflación, a favor del Gobierno y en pos de corregir el rumbo económico, entre otras consignas, se mantiene viva y no pasa inadvertida para ningún actor gremial. A esta altura, tal como reconoce un referente sindical a este medio, suspenderla significaría, lisa y llanamente, “un papelón”, y la apuesta pasa por mostrar músculo por las calles del centro porteño, entre el Obelisco y el Congreso exactamente, con grupos afines, como el Evita y la UTEP, además de la CTA de Hugo Yasky, que confirmó su participación. Para la Corriente Federal de los Trabajadores, el núcleo de sindicatos más combativos de la central de Azopardo y que hoy comparte posiciones con el kirchnerismo, la convocatoria tiene un solo lema: protestar “contra los especuladores que desestabilizan la economía”.

es-ar